Saber de todo y no arreglar nada

Hoy hemos copiado una  carta al director  extraída de la Revista Médicos de Familia de la Somamfyc. Es sobre una charla que dio el Dr Burgueño y la escribe un compañero/a al que no tenemos el gusto de conocer.

“EL INCIERTO PAPEL DEL MÉDICO DE AP EN EL SISTEMA SANITARIO MADRILEÑO” SEGÚN EL DR. ANTONIO BURGUEÑO CARBONELL (Director General de Hospitales de la CAM.)

Martínez Fernández, C. Médico del SERMAS

CARTAS AL DIRECTOR



El día 27/05/2010 tuvo lugar la mesa redonda titulada “El papel del médico de AP en el Sistema Sanitario Madrileño”. En realidad no fue una Mesa redonda, sino más bien una Conferencia que se desarrolló en la sede Colegial del Ilustre Colegio de Médicos de Madrid. No quisiera ser desagradecido, pues de agradecer es que una personalidad de tamaña responsabilidad en la estructura Sanitaria Madrileña acuda al Colegio para dedicarnos su tiempo y sus reflexiones. Vaya pues mi agradecimiento por su amabilidad y disposición. Pero no por ello quiero dejar pasar por alto mi profunda crítica y desacuerdo absoluto con el contenido de dicha Conferencia, que dicho sea de paso y con el mayor de los respetos, tuvo escasísima vinculación el título de la Conferencia con el contenido de la misma. Es asombroso que una persona tan ilustre pueda tener ideas tan simples sobre lo que es la Atención Primaria en España y por ende en la Comunidad de Madrid. En repetidas ocasiones acusó al actual modelo estructural de AP de ser el responsable de la congestión y colapso de las Urgencias Hospitalarias y de ser un sistema estatalizado, obsoleto e inoperante. Basó sus razonamientos en varias ideas:

  • La AP de España y por supuesto de la CAM es modelo y paradigma de lo que no debe de ser la AP de un Sistema de Salud.
  • Los médicos están desmotivados, adocenados y su labor es principalmente burocrática.
  • Los “funcionarios públicos” de nuestros EAP incumplen groseramente horarios, son rácanos y escasamente competentes, pues…
  • … derivan a la Urgencia Hospitalaria indebidamente a sus pacientes (clientes) pudiendo y debiendo haber asumido y tratado la mayor parte de esos pacientes derivados.
  • Realizan poquísimas visitas domiciliarias (0.7/prof./día) siendo este dato, fiel reflejo de la burocratización y deshumanización de los profesionales sanitarios “funcionarizados”. La visita domiciliaria es un acto médico de incuestionable valor y debe “hipertrofiarse” si pretendemos mejorar la calidad de la relación médico-paciente.
  • En relación con esto, considera un enorme error la creación y proliferación de unidades de atención domiciliaria a pacientes terminales (ESAD) pues esa tarea (para él) es propia del médico de cabecera y es él quien debe desempeñarla.
  • La estructura de la AP en Áreas, Zonas básicas y Equipos de AP (EAP) es obsoleta y debe transformarse paulatinamente en un modelo de gestión más eficiente basado en la estructuración mucho más libre y próxima al cliente de pequeñas clínicas dirigidas por un grupo (7-8) Médicos Autónomos (no funcionariazados) que sean ellos quienes contraten a sus enfermeras, auxiliares de clínica y administrativos que consideren imprescindibles.
  • Estas clínicas serán más operativas que los actuales EAP y deberán dotarse de avances técnicos imprescindibles como son: Rx básico (placa de tórax y abdomen) ecografía abdominal (digestiva y renal) y ecocardiografía.
  • En un futuro cada vez más próximo ha de ser el paciente (cliente) quien decida quién debe ser su médico, quién su especialista y en qué Hospital quiere ser atendido. (El dinero sigue al paciente). Hay que romper de una vez con la cautividad del “usuario cautivo del Sistema Sanitario del Estado español”.
  • El copago (a punto de instaurarse) servirá para reconducir la caótica situación del Sistema Sanitario y especialmente la de la Atención Primaria basada en la inoperancia y el despilfarro.

Será el copago en sí mismo el que servirá para “reorientar” el Sistema y el que dará oportunidades de trabajo a un sin fin de personas quienes como nosotros desean retornar a la actividad asistencial, pues permitirá el florecimiento de clínicas “autogestionadas” por profesionales no “funcionarizados” y entusiastas verdaderos

Al iniciar su exposición, el Dr. Burgueño nos avisó que pretendía darnos un enfoque realista de la situaciónde la AP, que podría parecer pesimista y que reservaría los últimos momentos de su disertación para dar un enfoque optimista final. Llegado este punto y faltando escasos veinte minutos para la finalización de “la Mesa” el Dr. Burgueño fue preguntado y requerido para que ampliase su enfoque “optimista de futuro”, pero no conseguimos que de su boca saliera ninguna otra idea que añadir a las ya referidas en este sucinto resumen. La valoración acerca de la charla del Dr. Burgueño y de sus ideas de corte liberal a ultranza y hospitalocentristas no puede ser más negativa. Al parecer no es la primera sino la tercera vez que se realiza esta charla, con mismo conferenciante e idéntico contenido. No se trata pues de improvisación irreflexiva sino de ideas tenazmente meditadas. Sorprende que no se encuentre a ningún experto médico que pueda hablar con más conocimiento y propiedad de la Atención Primaria y del médico de Atención Primaria. Sorprende e indigna que nuestro conferenciante, experto por otra parte en Sanidad Privada y en modelos de gestión privada de Hospitales de la red pública (que a modo de caballos de Troya tratan de implantarlos en la red pública hospitalaria), que alardea de ”no tener pelos en la lengua”, tenga unas ideas tan simples, tan poco científicas y tan rancias sobre la AP. Considero que el Dr. Burgueño es una persona inadecuada para hablar del tema objeto de la mesa redonda. Finalmente la visión miope del Dr. Burgueño, unida al desprecio generalizado hacia los profesionales del sistema público y hacia la estructura misma de la AP, incluidas las unidades de apoyo como las de Salud Mental o las ESADs, hacen de esta disertación una auténtica antología del disparate. Recuerdo como colofón final que para el Dr. Burgueño ser trabajador público es sinónimo de incompetencia, de incumplimiento horario, de corruptela-corrupción, de inoperancia, de caos, de despilfarro. Teniendo amigos como el Dr. Burgueño, al Sistema Público de Salud SERMAS no le hace falta tener enemigos.

… y nada más… ni nada menos. Agradecer a C. Martínez que haga públicas sus notas sobre la charla. Así, aprendemos todos.

José Luis Quintana, médico de familia


15 respuestas a Saber de todo y no arreglar nada

  1. Jose Luis,
    Al igual que a ti, también me indigna la visión tan poco certera y distorsionada (por decirlo suave) que de las funciones, estructura y misión de la AP tienen algunos especialistos y directivos. Me imagino que si hubiese sido una verdadera mesa de debate debiera haber estado balanceada esa intervención, quizá, con la de un médico de familia hablando de “el incierto papel del FEA en el SNS”, pero creo que no fue así, ¿no?
    Si de todo esto habló el Sr. Burgueño difiero con él en todo menos quizá en una cosa: la estructura y organización de la AP creo que debe cambiar. Los modelos de autogestión organizativa dotados de profesionales facultativos independientes, imitando al GP británico, creo que merece más protagonismo en el seno del SNS. No lo veo como una deriva privatizadora ni liberalizadora (no me caracterizo por ser ideológicamente cercano a estos postulados) si de lo que se trata es de desarrollar un modelo de AP basado en profesionales liberales potentes, autorresolutivos, que se organizan adaptándose a las necesidades de la población de una manera directa y que saben gestionar sus propios recursos de manera que los principios básicos de la AP queden salvaguardados. Con ciertas condiciones, claro, porque hay líneas rojas (financiación y fin público, no ánimo de lucro, socialización de los recursos, cartera de servicios común, etc) que no se deben sobrepasar.
    Saludos,

    enrique

  2. La solución para mejorar la relación entre primaria y especializada está en la comunicación y en un cambio de ideas.

    No vale con una nota mal escrita diciendo; “esto está mal derivado” ni vale con irse quejando de los de primaria a otros compañeros especialistas.

    Habría que tener una historia clínica electrónica con la posiblidad de compartir notas privadas y mucho más mundanas entre médicos de primaria y especializada. Un sitio donde decir: tío, para la próxima vez no me envíes una señora con artrosis de 99 años sospechando una meniscopatía. Yo le he recomendado pasear y ella me ha dicho que le habías dicho que reposo, vamos a ponernos de acuerdo. Y que el médico de primaria pudiera contestar, defenderse, alegar, preguntar y compartir información. Ambos aprenderíamos de los problemas y recursos del otro.

    Mientras tanto nos quejamos pero no sabemos ni usar el teléfono ni dejar una nota clara en el informe de alta: ya está diagnosticada, es crónico, no hay otro tratamiento, por mucho que pida consulta con especilizada y que la hija de la paciente tenga un arma el consejo es el mismo: aprenda a vivir con su artrosis, use los analgésicos, pasee.

    Ese es mi día a día.

    • José Luis Quintana dice:

      Gracias Samuel por aportar ideas. Para primaria -al menos para mí- lo que es frustrante es no poder conocer a quien ve tus pacientes. En mi área puede haber varias decenas d traumatólogos (por ejemplo. No hay forma de aclarar con ellos que es una derivación: si yo mando una gonartrosis no es para que le den otro analgésico -que para eso me valgo yo- sino para valorar si es quirúrgica o para acceder a una prueba que yo no puedo (RMN). Para eso se deriva. Una vez que lo han visto con que me escribiera: No es quirúrgico, analgésico según MF, yo encantado.
      El que siempre fuera el mismo trauma mejoraría las cosas (creo). Una vez así, pude aclarar conceptos tan básicos como por qué y para qué se deriva y las parcelas de responsabilidad de cada uno. Pero cada vez lo coge uno y así es imposible.
      En cualquier caso hay que promover otra cultura de relación igualitaria. Sobre todo ganarían los pacientes que quedan perplejos de nuestras luchas internas.
      Un saludo

  3. José Luis Quintana dice:

    Hola Enrique.
    – Que la primaria actual tiene defectos es innegable. Que se necesitan cambio organizativos casi indiscutible
    – Pero… que nos lo diga el directo general de hospitales, con lo que cae en los hospitales de Madrid… da un poco de yo que sé. Se ha construido 8 hospitales sin que se haya apreciado cambio sustancial en el funcionamiento.
    – Argumentar que las urgencias se llenan porque la primaria no cumple su papel es digno de que te nombre Empleado del Mes y te cesen. Da una idea de para qué piensan que está primara.
    – Esto lo que viene a demostrar es que para ser jefe no hacen falta muchas luces y que no es fácil hablar bien con el estómago lleno pero es más difícil aún con la cabeza vacía;-).
    Saludos.

    • Enrique Gavilán dice:

      Hace unos años, estando yo aún en Andalucía, aún existían centros que integraban la red de dispositivos de cuidados críticos que se había ido creando en algunos centros de salud, estratégicamente situados a lo largo de la geografía andaluza, de manera que cualquier andaluz estuviera atendido por una unidad llevada por médicos de familia, con UVI móvil en la puerta, en centros de salud bien equipados (sala de parada, pequeña sala de observación y hasta algunos de ellos con equipamiento de diagnóstico enzimático rápido y con radiología urgente algunos de ellos). Desconozco el motivo por el que poco a poco fueron siendo sustituidos por hospitalitos de “alta resolución”, todos ellos de empresas públicas, que en realidad eran pequeños hospitales con urgencias y acceso a Rx y análisis (en toda regla) de sangre las 24h, con salas de internamiento para 15-30 pacientes, llevados por los mismos que la puerta, muchos de ellos sin la titulación siquiera de MFyC. Las malas lenguas dicen que se pusieron en los lugares donde había alcaldes del partido que reclamaban así el “cobro” de “deudas” de partido.
      Sin comentarios.
      Estoy de acuerdo básicamente contigo, JL. Qué decirte..

  4. FernandoG dice:

    Está claro que la AP que se crea en 1984 a traves de EBS ha dejado pasar la oportunidad de hacer la “revolucion”, de la atención primaria…
    Es curioso que venga uno de hospitales a decirnos a los de primaria que incumplimos grosermente el horario… ¿conoce él que esta cultura de no cumplir el horario surge en los hospitales.. generando falsas lista de espera.y peonadas.)
    En primaria tradicionamente el trabajado se hace mejor o peor,pero al día.. La demanda es atendida al día o al dia siguiente a lo sumo. No se la puede eludir… como se hace en los hospital con listas de espera muchas veces perversas y falsas.
    El caso es que el debate está lanzado, no creo que muchos de los nuesstros e sientan agredidos por estas apreciacione tan despectivas… porque ni se enteran..
    Nos enteramos los de siempre..
    La pena en definitiva es que si esta revolución de la primaria, no se ha hecho, es una revolución pendiete, hay culpables, que lo triste es que muchos de ellos en un principio eran de los nuestros, y algunos incluso siguen estándo sin hacer nada, porque es muy posible que ya no se pueda hacer nada.
    Vamos clarisimamente a las EBAS, a los GP ingleses, y unos serán jefes, y otros “asalaried”.. pasaremos a ser nosotros los explotadores.. de compañeros .
    Es muy posible que el usuario ni se entere si es mejor o peor, y si encima le dicen que cuesta menos, aunque no sea verdad, y que los que trabajan ya no son funcionarios en el sentido tradcional. dirán que ya es hora que se metan con ellos..
    El caso es que las cosas van por donde van, es imposible evitarlo, y somos símplemente espectadores..
    En fin la vida es asi..
    Un impresentable que parece que ha hecho bueno a Güemes, pero que realmente viene a decir lo que llevan mucho tiempo pensando.

    • José Luis Quintana dice:

      A mí Fernando lo que me produce espanto es la indefinición en la que vivimos. En Madrid llevan anunciando la “buena nueva en primaria” años y… nunca pasa nada. Hace falta decir que quieres y cómo lo quieres conseguir y probar como mucho cuidado para no estropear más las cosas.
      El problema es que un dicurso como el de este hombre es de retales de lo que ha oído a otros, mal cosidos y resulta vacío y lleno de tópicos.

    • Enrique Gavilán dice:

      Fernando,
      Ojalá fuéramos a EBAs y a los GPs. Tal y como están concebidas en Cataluña y originariamente en UK, sería una oportunidad para desarrollarnos profesionalmente y tener un prestigio social que no tenemos, manteniendo una vocación innegable de servicio público (es de una maniqueismo insoportable seguir hablando de privatizar la sanidad cuando nos referimos a las EBAs, por favor…). La única perversión que reconozco puedan tener las EBAs es el ánimo de lucro, que a su vez es una de las razones de su éxito. Cambiemos el ánimo de lucro por otra fórmula que busque más la reinversión de los beneficios en bienes intangibles (o tangibles incluso) que mejoren las condiciones y el ambiente de trabajo y redunden en mayor formación e investigación, por ejemplo, que dotarían al trabajo del día de un valor añadido.
      Y sobre la explotación de unos a otros… en fin, Fernando, es un peligro, sin duda, pero no sé si es algo tan extendido como para dar por hecho de que tiene obligadamente que ser así.
      Un abrazo,

  5. FernandoG dice:

    Creo lo contrario, las cosas no pueden estár mas claras.. de indefinición nada de nda..
    Expandes la idea que da lo mismo quien es el proveedor, si la financiacion sigue al usuario, que es el que elige. (Güemes), desprestigias a la primaria, y ya tenemos las bases para privatizar esta… y la población que bastante tiene con sobrevir, le han convencido que si esto va mal es por culpa de nosotros, y que ya es hora que se metan con nosotros..
    No hablas para nada de la externalizaciòn de servicios porque los propios no dan de sí, por que no les sacas la eficiencia que sería posible si se trabajase más con las mimbres que tenems, no hablas de lisstas de espera perversas, falsas, que generan trabajo en forma de autoconcertacion (peonadas, no dices que la prescripcion inducida de lo más caro y mas nuevo surge en los hospitales con criterios de aplicacion que no tienen nadaque ver con la Medicina Basada en la Evidencia; no dicess para nada de la falta de inormación de especializada a primaria que hace esta navee constantemene por el mar de la incertdumbre de la consulta, añadida a la normal que supone atender diáriamente a 35 pacientes que tienen de todo y tienen de nada..
    En fin, como se ha dicho anteriormene , empleado del més, pero por hacer muy bien su trabajo, es decir, por expresar las ideas que sus jefes quieren oir..

    • José Luis Quintana dice:

      Hay dos teorías:
      1.- Son muy listos y esto es una estrategia planificada
      2.- Son muy torpes y no saben por dónde tirar. Antes iban a ser 18 áreas y ahora una sin cambio político relevante.

      Yo creo que hay mas torpes que listos pero… puedo estar equivocado del todo

  6. ROCIO CONEJERO PEREZ dice:

    EL PUNTO DE VISTA DEL USUARIO. Por una casualidad de la vida me ha llegado esta noticia a mi e-mail y me he quedado absolutamente anodadada y bastante escandalizada. Yo no soy médico ni enfermera, ni tengo nada que ver con el mundo sanitario, SOY USUARIA de este nuestro sistema nacional de salud y no puedo por menos que intervenir ante tamaño despropósito, que no es otro que las declaraciones de este señor que, teniendo en cuenta el cargo que ostenta debería hablar con un mínimo de conocimiento de causa o,al menos, de prudencia.
    Todos estamos de acuerdo en que nuestra sanidad, con estar considerada como una de las mejores del mundo mundial tiene que mejorar mucho…pero para eso se necesita dinero; no habla el Dr. Burgueño de los recursos que las administraciones destinan a Primaria y a Hospitales, eso serís un tema interesante, pero como lo que pretendo es contar mis experiencias como usuaria, allá van.
    Atención Primaria. En aquellos centro de salud en los que he estado adscrita como paciente me he encontrado de todo, casi todo bueno. Los médicos que me han atendido me han escuchado, me han explorado y me han diagnosticado…¡y todo en escasos 10 minutos! amén de hacerme las recetas oportunas, los papeles para especialistas y todo la burocratización que parece ser les hace tan “inoperantes” y ni a mí ni a mí marido nos han enviado en la vida al servicio de urgencias.
    Los pediatras de mis hijas me han ayudado a hacerlas crecer sanas y me han tranquilizado cuando he ido a ellos con algún susto de madre novata. En este caso si que me enviaron a urgencias una vez, por unos vómitos de sangre de mi hija aún bebé, ya ve usted por qué tonteria saturar el servicio de urgencias…
    Y como al principio he dicho, casi todo ha sido bueno, también me he encontrado con auténticos bordes, aunque, afortunadaemnte esto ha sido la excepción de toda regla.
    Atención Hospitalaria. Poco he pisado los hospitales, aún así han sido más de las que me hubiera gustado, y no me caben aquí toda la cantidad de tropelías, horas de espera, malas contestaciones, desde la recepción hasta el especilista pasando por el MIR de urgencias.
    He pasado un parto dilantando completamente sola en una habitación porque la matrona de turno decidión que el habitáculo era pequeño para que mi marido me acompañase. Esa misma matrona me “ayudó” a parir como si estuviera tratando a un ente despreciable y no a una persona, reclamación en atención al paciente…nada de nada.
    Me he pasado horas con un embarazo de ocho meses y medio de pie en un pasillo esperando que me atendieran ¡en alto riesgo!.
    MI hija, para una operación de vegeetacion pasó por ¡5 médicos además de su pediatra!. Finalmente el diagnóstico dleprimar especialista era acertado y basándose en él la operaron. Le hicieron una “prueba del sueño” que no llego a tiempo para la operación, pero aún así la operaron…eso se llama despilfarrar el dinero del contribuyente.
    Y como estas “fruslerias” podría extenderme hasta la saciedad, pero no es el caso.
    También hay que decir en honor a la verdad que en alguna ocasión he tenido la suerte de caeer con especilaistas amables y dispuestos a darme una explicación sobre mi diagnóstico,sobre las pruebas que me hacían y sobre los resultados….la excepción que siempre confirma la regla. Eso sí, mientras ellos me hablaban, una enfermera a su lado me preparaba todos los paeles necesarios para pruebas, ingresos, etc.
    No quiero ser pesada y entrar en más detalles, solo decirle al Dr. Burgueño que se nota mucho que no es usuario de la sanidad pública, que la desconoce totalmente y que su propuesta de “microclínicas de AP” suena descabelladamente a privatización, cosa tan de moda en la comunidad de Madrid. Curiosa forma de contratación de profesionales la que propone, no el más cualificado, sino el amigo, conocido, enchufado… No debe de conocer este Dr. que existen los principios de igualdad,mérito y capacidad para acceder a la función pública…aunque claro..si deja de ser pública ya se entiende.
    Ya solo me cabe decir que una persona que realiza uns declaraciones así no merece el puesto que ocupa ni el sueldo que le pagamos, que el Colegio de Médicos de Madrid debería hacer una reflexión profunda sobre este tipo de intrevenciones, siendo que no es la primera vez que sucede.
    Y para finalizar, a los señores de la Web, para que no puedan decir que no “tienen el gusto de conocerme”, pueden hacerlo cuando quieran, tienen mi dirección de e-mail a donde pueden dirigirse y les facilitará mi teléfono.
    Soy una madre de familia trabajadora, vivo en Zaragoza y estaré encantada de hablar con ustedes para que tengan el gusto de conocerme.
    Salud

  7. José Luis Quintana dice:

    Pues muchas gracias, por leernos y por aportar la óptica de los pacientes que siempre merece ser oída.

    • FernandoG dice:

      Este tipo de gente, cuando habla ex-catedra, piensa que los del gremio somos tontos. Desgraciádamente muchos pasan…
      Y al mismo tiempo que los usuarios son aún más tontos..
      Afortunadamente, vemos que no es así..
      Pero no se preocupe, estas cosas no las leen. Ni lo que piesan los profesionales interesados ni lo que piensan los usuarios..
      Ya tienen decidido lo que van a hacer
      Muchas gracias por ver que sigue habiendo vida en el otro lado..( el del paciente:)

  8. Begoña García Serna dice:

    Soy médico de familia. Es penoso que dejen que este señor se exprese en términos tan despectivos en una sede como el colegio de médicos que debería estar para defendernos. Se nota que es un desconocedor absoluto de lo que hacemos en Atención Primaria. No tiene ni idea de nuestro trabajo .

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: