Fuego valyrio

El fuego valyrio es una sustancia ficticia que aparece en la saga Canción de Hielo y Fuego y en su correspondiente serie televisiva Juego de Tronos. Según el libro y la serie, el fuego valyrio tiene unas características muy especiales: es un líquido pastoso verde y altamente inflamable. Un simple golpe es capaz de encenderlo y una vez que esto ha sucedido no hay forma de apagarlo, ni el agua lo consigue, solo se puede esperar a que se consuma. Es más, se infiltra en la ropa en la madera e incluso en el acero y los hace arder. En grandes cantidades, es explosivo. En el libro, el fuego valyrio destruye una flota que asediaba una ciudad casi indefensa.

Fuego valyrio

Esta semana se ha constituido la Mesa de Atención Primaria del Ilustre Colegio de Médicos de la Comunidad de Madrid (ICOMEM). Estuvimos los miembros votados por nuestros compañeros, parte de la junta directiva del ICOMEM y el Director General de Atención Primaria.

Al termino de la reunión, medio en broma, hablamos de  que el fuego valyrio infiltra la sanidad de Madrid y, desde luego, la atención primaria. La frustración y la rabia se han instalado en las reuniones y comisiones. El fuego se ha encendido y no hay forma de extinguirlo, lo ha invadido todo.

Dos ideas se abren paso en sanidad:

  • Los responsables de la sanidad podían tomar decisiones erróneas pero trabajaban por el bien de la sanidad pública. La sospecha, cuando no la certeza, de intereses “poco nobles” ha calado hasta los huesos de nuestra empresa.
  • La opinión de los demás, aún siendo casi unánime, no es tenida en cuenta por los gestores. La opinión de un colectivo de un alto nivel formativo y con una gran experiencia no es oída cuando no despreciada. Sabemos que no importamos.

A esto añadamos que en primaria  llueve sobre mojado: en la anterior legislatura todas las organizaciones se opusieron a la creación del “área única sanitaria“. Nada alteró los planes de la consejería. No era una “ocurrencia”, era abrir la puerta a lo que esta sucediendo. La resultante es que la atención primaria lleva con una estructura interina desde hace 3 años que hace aguas por todas partes como ya hemos dijimos aquí.

El daño que tiene la organización es enorme, tardará mucho tiempo y esfuerzo el recuperarlo. Mucho me temo que es imposible que los pirómanos actúen de bomberos.

José Luis Quintana., médico de familia

Anuncios

2 Responses to Fuego valyrio

  1. fescobarr dice:

    Felicidades por el artículo y, sobre todo, por la lucha que estáis llevando a cabo en Madrid.
    En general estoy muy de acuerdo con el planteamiento, salvo en una cuestión:
    “Los responsables de la sanidad podían tomar decisiones erróneas pero trabajaban por el bien de la sanidad pública”.

    Mi percepción, desde una comunidad autónoma como Castilla-La Mancha, que hoy secunda la línea madrileña, pero con una historia previa aparentemente distinta, es otra. Lo he explicado recientemente:(http://pacoescobar.blogspot.com.es/2013/02/privatizando-iii-protagonistas.html)
    “en una comunidad autónoma gobernada durante años y años por el PSOE algunas personas perfectamente conocedoras del mundo sanitario, junto a otras perfectamente instaladas en la élite política, ven un magnífico campo de negocio en el “saco sin fondo” de las listas de espera. En consecuencia deciden montar una empresa privada que se abastecerá de pacientes provenientes de la sanidad pública, y ésta pagará los gastos. Es cuestión de hacer una cierta inversión. La cuestión es: ¿por qué no hizo esta inversión la sanidad pública? A la larga le hubiera resultado más rentable. Pero hay muchas más preguntas: ¿por qué no se rentabilizaron al máximo los recursos de la sanidad pública?, ¿por qué tanto énfasis en las listas de espera? (ya hablaré algún día con más detenimiento de esta cuestión; vaya por delante mi convicción de que se trata de un asunto utilizado con demagogia, sin delimitar qué es o no demorable, y sin abordar que es una de las garantías de sostenibilidad y equidad de los sistemas públicos de atención a la salud). Pero diría incluso más, la promulgación de la Ley de Garantías en Atención Especializada o la construcción de hospitales comarcales innecesarios, algunos ahora próximos a ser privatizados, ¿a qué fin último respondían?”

    • José Luis Quintana dice:

      La verdad, Francisco, es que lo cuentas muy bien. Me parece que está muy bien descrito. No conocía tu blog, me ha encantado. En sanidad y en muchos sitios “el que no corre vuela”. Al rebufo del mucho dinero circulante se han montado grandes negocios y ahora… estamos donde estamos. Lo de Madrid es que va mucho más allá de esto. Los hospitales nuevos los construyen empresas a las que hay que pagar durante 30 años, quedándose de salida con todo lo “no sanitario” Todo el hospital lo dota la consejería y ahora tambien se vende (creo que la expresión exacta es “se traspasa el negocio”) lo sanitario. Todos ganan y solo pierde el erario público que tiene que pagar la atención y dejar margen de beneficio. Si no se consigue beneficio… se pide más dinero. Son negocios “condenados al éxito”. El presupuesto de los privatizados sube (en algunos IPC+2 durante 30 años) y en los otros… lo que se pueda, que ahora son espectaculares bajadas.
      Y la primaria… la pobre primaria. Ni siquiera interesa para el negocio. Y nos traen un modelo catalán de hace 20 años, que en estos 20 años ha llegado ni al 5% de la población. Suponiendo que fuese bueno (no lo es pero no me puedo extender tanto) el cambio en la primaria tardaría décadas. Un desastre.
      Gracias por tu comentario. Un abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: