Cosas razonables

junio 27, 2011
Os dejo pegado debajo, un mensaje enviado al Grupo de Google de Antiburocracia de Madrid.  Es el resumen del trabajoso progresar de peticiones tan razonables, que no acertamos a comprender el por qué de su lento avanzar:
.
.
Queridos miembros del Grupo AntiBurocracia (GAB). Esto me va a quedar un poco largo, pero entiendo que lo debéis leer.Las personas que formamos el que Armando, creo, bautizó como “Núcleo Duro” del GAB somos todos médicos de familia, salvo uno que es pediatra:
– Armando Nevado
– Asunción Rosado
– Javier Torres
– Antonio Ruiz
– Sandra Rabanal
– Magdalena Canals
– Manolo Merino
– Yo, José Luis Quintana
Nosotros hemos sido los responsables de trazar la estrategia y de cargar con la tediosa tarea de elaborar documentos y remitirlos a nuestros jefes de entonces y de ahora. Como bien sabéis, todos nuestros jefes, en petit comité, comentan cuánto bien hacemos y nos han aplaudido, sin que nadie haya tenido el coraje de defenderlo públicamente y de asumirlo como suyo. Estamos en una empresa donde “el que se mueve no sale en la foto”, es imposible disentir de la línea oficial. Así nos va. Pero… somos todos lo que hemos movido este barco desde el puerto hasta donde está ahora. Son vuestras firmas y vuestro apoyo a nuestras “ocurrencias” lo que nos ha traído hasta aquí.No voy a cansaros con una historia que conocéis tan bien como yo y que comenzó en enero de 2008, hace ya 3 años y medio.

Tras plantear como “un pulso” el inicio del GAB, acordaos del informe jurídico (verdadero “pistoletazo de salida”), y amenazar con que no haríamos recetas, se consiguió lo que parecía imposible y que ahora es “de cajón”: LA PRIMERA RECETA… menos en la urgencia, porque a nuestro exconsejero Güemes y su exviceconsejera Sánchez les pareció que “no había que burocratizar la urgencia”. Hoy, los pacientes salen de las consultas y del ingreso con sus recetas, no tienen que correr para llegar al de cabecera “de urgencia” para conseguir el cupón de descuento. LO QUE HOY ES NORMAL, HACE TRES AÑOS ERA IMPENSABLE. Nuestro exconsejero y nuestra exviceconsejera, en algo inédito en España, prohibieron el uso de talonarios de receta oficial en las urgencias.

Posteriormente, con menos tensión, conseguimos el informe único y todo aquello de los balnearios (como sabéis esto sí lo movió un directivo). Se ha llevado, si no al lugar óptimo, a uno razonable.

Con posterioridad vino de nuevo el forcejeo con la IT. La exviceconsejera lo zanjó de forma “equitativa”: toda la IT la llevará primaria.

RESUMIENDO:

1.- Primera receta: resuelto.  La norma es clara y nos ampara. El que no la haga cumplir será cosa suya.
2.- La receta de la urgencia: la Comunidad de Madrid, sola, emprende una vía peculiar. La norma es una catástrofe, en mi opinión, intencionada. Lo de “entregar medicación suficiente” es dejar abierta la puerta a que hagan lo que les dé la gana. Los de buena voluntad dan un poco y el resto nada.
3.- Los informes. La verdad es que la norma es clara. Tal vez quede rematarla con el informe de maternidad. La ley es clara, el informe lo debe realizar “el facultativo que ha seguido el embarazo o atendido el parto”, pero… no se cumple como se debe.
4.- La IT. Madrid, sola, emprende una vía peculiar y contraria a la ley. Un desastre  en todo achacable a nuestra  exviceconsejera Sánchez.
5.- Las residencias de ancianos y similares: impresentable. Caos normativo. Los pacientes están asignados a un médico que no los atiende, pero tiene que hacerse cargo de la receta de lo prescrito por otros.

Y EN ESTO LLEGÓ EL CAMBIO DE CONSEJERO Y CON ÉL, EL DE LA VICECONSEJERA.

Con la nueva consejería llegan nuevas formas… no es poco, porque estábamos en tal circunstancia que agradecemos que se nos oiga con respeto y ánimo de comprender. Somos invitados a participar en reuniones con la actual viceconsejera, Patricia Flores, el actual Director General de Primaria, Antonio Alemany, y en una ocasión acude Encarna Cruz, Subdirectora General de Farmacia y en otra Manuel Ballarín, que es el responsable de los directores de continuidad asistencial, con un pie en la especializada y otro en primaria. Han sido varias reuniones, todas en tono cordial, de respeto por nuestras ideas y eso lo hemos valorado muy positivamente.

Paso a resumir la situación en la que se encuentran nuestras peticiones:

1.- La receta en urgencias: Imposible que entiendan que toda España y la normativa van en una dirección y ellos en la otra. No hay forma de que les den talonarios. Sospechamos que es, en parte, temor a la presión de los servicios de urgencias… ellos lo niegan. Visto que por ahí no íbamos a ninguna parte, propusimos que se diera tratamiento para la primera semana. Primero dijeron que sí… pero no se ha hecho nada. En la última reunión pedimos que escribieran cómo quieren que se articule… que digan qué cantidad de medicación consideran mínima… no creemos que lo hagan.

2.- La IT: Pretenden reformar lo hecho (que saben ellos y los inspectores que es contrario a la ley y producto más de un calentón que de una decisión meditada). Quieren volver a la situación anterior, en la que cualquier médico puede dar la baja pero… dicen que, para evitar conflictos, en caso de disputa será primaria la que se haga cargo de la baja y su control… es decir, que nos las comeremos todas o casi todas. Pretenden involucrar a salud mental y lo demás…
3.- El informe de maternidad: Hay compromiso para emitir información escrita en la que se normativice que la paciente sale con su informe del hospital donde dé a luz.
4.- Las residencias: Ya os dijimos que se está estudiando aumentar el botiquín propio, recetas en las concertadas (las públicas ya tienen) pero poco más que ideas.

No creáis que no hemos trabajado… si no os lo hemos ido contando es porque el avance ha sido lento o nulo.
Llegamos pues a la situación actual.

En la última reunión, que fue el 14 de junio, les transmitimos:

1.- Nuestra FRUSTRACIÓN porque comunidades autónomas que empezaron mucho más tarde que nosotros a dar guerra con esto, tienen documentos que defienden mejor a la atención primaria. Es posible que no se cumplan, pero normativamente la primaria está amparada y sus responsables han tomado posición.

2.- LA IMPERIOSA NECESIDAD DE TERMINAR CON ESTO. Estamos haciendo el trabajo que les corresponde hacer a ellos. Es su responsabilidad diseñar el escenario en que quieren que se mueva la primaria de la Comunidad de Madrid en los próximos años. Si quieren que sigamos haciendo las recetas de las urgencias, toda la incapacidad temporal, las recetas de las residencias y lo que sea, que lo digan ya. No podemos seguir con buenas palabras y ninguna acción. No nos negamos a colaborar, pero no podemos ser la coartada perfecta.
Ser antiburocrata no es un oficio, es una manera de entender la organización de nuestra “empresa” y por lo tanto es una RESPONSABILIDAD DE LOS QUE LA GESTIONAN, no del GAB, ni de su núcleo duro. Es una TAREA DIARIA que beneficia a pacientes y profesionales y no perjudica a nadie. Compete pues a los gestores y  se malentiende cuando parece un “tira y afloja” entre la administración y AntiBurocracia. Debería ser la administración la más decidida en su puesta en marcha en defensa de los usuarios y de los profesionales. Un solo ejemplo: una mujer da a luz y se le da un informe del parto, ¿por qué el informe de maternidad para cobrar una prestación, si hasta tienes la inscripción del Registro Civil? El remate es que lo haga el médico de atención primaria, con el informe del parto firmado por el ginecólogo.
Si nuestros responsables quieren que hagamos todas las recetas de lo prescrito en urgencias y toda la IT y todos los papeles de la Tierra, pues es fácil: sacan una norma, la firman y tienen así la primaria que quieren. No más vueltas.

Es nuestra intención preparar un “FIN DE NEGOCIACIONES”. Hemos intentado hacernos entender hasta donde hemos sabido, con el resultado que aquí os exponemos. Por supuesto que cuando hablamos de fin de negociaciones no queremos decir que nos vayamos a casa a lamentarnos, pero sí que dejamos la actividad hasta que se mojen y después contestaremos.

Esperamos vuestras aportaciones y vuestras opiniones.

¿Qué creéis que se debe hacer?
José Luis Quintana, médico de familia, en nombre del “Núcleo Duro” del GAB

Antiburocracia: querer es poder

mayo 26, 2011

Resulta que el Servicio de Salud de Castilla-La Mancha ha remitido a los centros sanitarios un documento, fechado el 25 de abril, con el título “Documento de la Dirección General de Atención Sanitaria y Calidad por el que se dictan instrucciones en relación con el desarrollo del programa de desburocratización de la consulta” (aquí, en PDF) al que se suma una versión dirigida directamente a los pacientes: “Información a pacientes en relación a la documentación que deben recibir cuando son atendidos en centros sanitarios del SESCAM” (aquí, en PDF).

En él se abordan varios de los temas burocráticos que ahogan a las consultas de Atención Primaria, como los justificantes, los informes varios, las recetas de otros, las peticiones de interconsulta y las solicitudes de transporte sanitario.

Resulta todo un ejemplo de claridad y precisión en el lenguaje. Como ejemplo, en el apartado “Emisión de primeras recetas” pone lo siguiente:

“La responsabilidad de la emisión y correcta cumplimentación de la receta médica oficial para facilitar a todos los pacientes la dispensación de los fármacos prescritos, recae en el facultativo que realiza la indicación del tratamiento. Por ello, en el mismo acto asistencial deberán facilitarse a aquellos las recetas necesarias para iniciar el tratamiento prescrito.

Esta instrucción es aplicable, sin excepción, a todos los facultativos del SESCAM, con independencia del nivel o área asistencial al que pertenezcan: Atención Primaria o Atención Especializada (consultas externas hospitalarias, consultas de los CDTES, urgencias).”

Entre otras cosas, a los pacientes se les informa en el segundo documento de lo siguiente:

“… Por tanto, cada vez que un profesional sanitario considere indicada una medicación y así se lo refiera, usted debe solicitar a ese profesional (Atención Primaria o Especializada), de acuerdo con la legislación vigente, que le facilite las recetas pertinentes.”

Son documentos breves que, con alguna laguna criticable*, reflejan muchas de las demandas y anhelos del Grupo Antiburocracia de Madrid.

Verdes de envida estamos en Madrid.

*.- En el apartado de recetas (gracias por el soplo, Rafael Jiménez Alés) no se deja claro que el médico de AP podrá negarse a hacer recetas de continuación de tratamientos con los que no esté de acuerdo. Algunos lo sabemos, pero igual otros no lo tienen tan claro y se hubiera agradecido esta precisión en el texto.

Manolo Merino Moína, pediatra de cabecera. CS El Greco


Por favor, leedlo

abril 15, 2011

La información completa aquí. No hace falta añadir más.

Es un gusto leerlo…

Y luego, no se entiende el cabreo de la primaria.

José Luis Quintana, médico de familia.


No me puedo aguantar: AntiBurocracia, por el bien de la primaria

enero 23, 2011

Esto de los blogs tiene un punto exhibicionista y egocéntrico que aún es peor si uno dedica las entradas a hablar de uno mismo y sus amigos. Por eso estaba intentando aguantarme las ganas y… no he podido.

AntiBurocracia de Madrid con 2.400 firmas (más de la mitad de los médicos de atención primaria de Madrid) reclama a la Consejería y al Ministerio de Sanidad que reduzca la burocracia en las consultas para atender mejor a los pacientes y dignificar nuestro trabajo.

Texto completo de la rueda de prensa, en la webita del GAB.

¡Hala! 😉

José Luis Quintana, médico de familia.


Atención primaria: 12 meses doce causas

enero 12, 2011

Clara Benedicto es una residente de nuestro centro, El Greco. Clara tuvo la idea de lanzar un lema televisivo (12 meses, doce causas) pero por la atención primaria. Primero consiguió que alguien tan brillante como Enrique Gavilán se uniera al proyecto de crear un blog para la difusión de las doce causas. No sé cómo, pero entre los dos han conseguido que gente de la talla de Vicente Baos, Carlos Fernández Oropesa y Luis Lozano Mera inauguren el blog  con un lema para enero: Una persona, una receta. Los autores vuelve a pedir una receta razonable y no la que tenemos y, aún peor, tendremos 😦 .

José Antonio González Posada presta su imagen  a la causa.

Una suerte tenerlos a todos y a Clara desearle que mantenga las ganas de dignificar este oficio y la capacidad de asociarse con gente de ese nivel.

José Luis Quintana, médico de familia.


Qué he hecho yo para merecer esto

septiembre 29, 2010

Acaba de caer en mis manos un documento del Servicio Aragonés de salud que hace referencia al “desarrollo de actividades clínico administrativas”, vamos, a los abominables papeles que genera las consultas a pesar de estar en el siglo XXI. Es de Junio de 2009, va firmado por el director gerente del servicio aragonés de salud y tiene 5 folios. Para descargar aquí.

En los 5 folios repasa qué hacer con el informe de maternidad y riesgo durante el embarazo (si lo lleva el especialista, lo hace el especialista), incapacidad temporal (en los pacientes ingresados la baja la hece el médico del hospital y al alta la sigue primaria previo informe con duración estimada), prescripción farmacéutica (todo el mundo 112, urgencias… todos hacen recetas), interconsultas (lo que hace el especialista lo gestiona atención especializada, no se emiten volantes de revisión) y trasporte sanitario (cada uno se hace las suyas).

Igual que en Madrid, igual… igual. La incapacidad temporal para primaria, las urgencias y 112 sin recetas… Desde el GAB no vamos a dejarlo así, pero…

Estamos aún esperando un gesto de nuestros nuevos gestores que nos demuestre que los tiempos de la anterior viceconsejera Ana Sánchez han pasado y que las cosas se van a hacer de una manera distinta. El nuevo Director General de Atención Primaria tiene una ocasión de oro para recordar sus lejanos tiempos de médico asistencial, poner cordura en todo esto y demostrar que no se quiere a la primaria para pasar la fregona después la fiesta.

José Luis Quintana, médico de familia.


Tonterías electrónicas

septiembre 9, 2010

Ya hemos hecho alusión a esto en otras ocasiones: vivimos un tiempo absurdo donde todo lo informático, lo electrónico es “in”,  moderno (incluso un punto “pijo”) y por lo tanto conveniente y adecuado. A lo mejor es perfectamente innecesario, pero si sale de la impresora… amigo mío… se acabó la discusión. Está muy en la línea de lo que comentaba Peter Drucker, padre del management (pedazo palabro):

“No hay nada tan inútil como hacer eficientemente algo que ni siquiera debería haberse hecho.”

Ahora el proceso mental es el siguiente:

  • La receta en España es un lastre para el sistema => receta electrónica.
  • La incapacidad temporal en España es de locos => incapacidad temporal informatizada.
  • Certificados y justificantes son un cachondeo => no se hable más, se informatizan.
  • Las recetas de diagnóstico hospitalario violan las más elementales normas de prescripción=> tranquilidad, autovisado electrónico.

La colección de tonterías electrónicas es de tal calibre que no caben en un post. Aprovechando que  he escrito para FMC una artículo al respecto y que me permiten hacerlo público, os lo enlazo por si apetece leer:

La burocracia en atención primaria: una tontería electrónica no deja de ser una tontería.

No son sólo mis reflexiones, son las de todos. He intentado ponerlas un poco en orden. Merecen mención especial Asun, Magdalena, Antonio, Manolo, Javier y Armando. Mi reconocimiento a todo el GAB y a todos los que trabajan por la eliminación de la burocracia.

José Luis Quintana, médico de familia.


Algo se va moviendo: justificantes

agosto 24, 2010

Ya dedicamos un post a los justificantes y a cómo sacarlos de las consultas. Pues bien, la consejería ha adoptado una resolución en la que se explica qué se justifica y cómo. Concretamente para las consultas de primaria dice:

Cómo se ve dice que se consigne día y hora de la cita. Nada de horas de salida ni de si el paciente ha entrado o no en consulta. En otro lugar dice que se use el sello del centro (siempre que no sea una unidad monográfica que permita identificar la patología en cuyo caso se usa el del servicio madrileño de salud)  y… por lo tanto… FUERA LOS JUSTIFICANTES DE LAS CONSULTAS …. SIN EXCUSAS.

El documento entero en la webita del GAB (columna  de documentos básicos, abajo a la izquierda)

José Luis Quintana, médico de familia.


Otros aspectos (también lacrimógenos) de las recetas

abril 19, 2010
Tomado de AntiBurocracia:
Dice Armando

Gracias a Silvia que se trabajó la búsqueda en el BOCM y a Carlos  que manda datos sobre el número de recetas oficiales (cheques/descuento) que se consumen cada año en España.
1. El precio de cada talonario (100 cheques) en la comunidad de Madrid es de 1,7 €, o sea, cada cheque sale por 1,7 céntimos. Supongo que en las demás CCAA será parecido aunque ¡vaya Vd. a saber! Las de Madrid parece ser que se fabrican en Eslovaquia.
2. Según Carlos se consumen cada año 627.000.000 (seiscientos veintisiete millones) de rojas y 262.000.000 (doscientos sesentaidos millones) verdes, sumando la bonita cifra de 889.000.000. Con algunas blancas oficiales, las azules que se usan y las verdes con la alguna inscripción rara como “campaña sanitaria”, “síndrome tóxico”, etc. debemos andar en torno a MIL MILLONES de cheques por año, ¡casi ná! Pues 1.000.000.000 x 0,017 € = 1.700.000 euros tirados directamente a la basura cada año en papel.
Súmale tonner de impresoras, electricidad para hacerlas funcionar, etc. y el despilfarro ya es de traca.
Solo con cambiar a la receta multiprescripción se ahorraría un 80% de esos dineros.

Añade Anna:

Bueno, desde la P10 nos habíamos entretenido en cuantificar cuanto ocupaba el papel en DIN A4 por recetas, profesional y año, para ilustrar en nuestras reivindicaciones de qué estábamos hablando. Pues nos salían 9 metros de altura en papeles de recetas (3 pisos); un arbol centenario anual, vaya. A 1 médico de AP cada 2000 habitantes (ya sé que no es exacto), para 40.000.000 (ya sé que españoles hay más pero no todos son adultos), pues toca a unos 20.000 árboles centenarios por año.

No sé si los cálculos son exactos, pero por ahí andará la cosa.

José Luis Quintana, médico de familia


El “despiece de médico de familia”: en la Consejería prefieren paletilla

marzo 4, 2010

Nosotros preferiríamos que en la Consejería de Sanidad de Madrid nos valoraran por la cabeza (1), pero resulta que lo que aprecian de nosotros son los cuartos delanteros: paletilla, el codillo y las manos (11, 13 y 14). El médico de familia perfecto debe tener poca cabeza -poco criterio- y buenos brazos y manos para las recetas de la urgencia,  la incapacidad temporal, dar las citas de especializada y otras tareas de escribanía. A lo mejor, lo que tiene que hacer la Agencia Laín Entralgo es dar cursos de cocina para directivos.

¡Que buen vasallo si tuviese buen señor!

José Luis Quintana, médico de familia.